El Gobierno regional inicia una obra de emergencia para garantizar el agua potable a los 23.000 habitantes de la mancomunidad ‘El Girasol’

0 499

Fuente: Miciudadreal

El Gobierno de Castila-La Mancha ha encargado el inicio de los trabajos de una obra de emergencia para garantizar el agua potable a los 23.000 habitantes integrados en la Mancomunidad ‘El Girasol’, compuesta por 13 localidades de las provincias de Cuenca y Toledo.

Según ha explicado el consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, se trata de una inversión de más de 650.000 euros que servirá para la mejora del depósito y el grupo bombeo de agua, ubicado en el municipio conquense de Barajas de Melo, que se han visto dañados por las últimas lluvias.

Martínez Arroyo ha puesto de manifiesto la sensibilidad del Ejecutivo con esta materia y más ahora en un momento en el que es un servicio “esencial”, por la situación excepcional que atravesamos en relación con el COVID-19, que “requiere un suministro de agua continuo garantizado” para hacer frente a “los centros sanitarios, residencias de mayores, otros centros de trabajo y los hogares, para su higiene doméstica”.

Los trabajos, que tendrán una duración prevista de tres meses, han sido encargados a través de la entidad pública de la Consejería, Infraestructuras del Agua de Castilla-La Mancha, a la empresa Tragsa que será la que se encargará de su ejecución inmediata.

Para Martínez Arroyo, “esta inversión es un ejemplo de eficacia y compromiso del Gobierno de Castilla-La Mancha para actuar con la mayor inmediatez en garantizar en todo momento el suministro de agua potable a todos nuestros ciudadanos, especialmente en nuestro entorno rural”.

Además de esta obra de emergencia, ha recordado que en la Mancomunidad de El Girasol se están invirtiendo más de 340.000 euros en diversas obras en la planta de ósmosis e instalaciones eléctricas de la potabilizadora existente, con la finalidad de mejorar la calidad del agua de consumo.

La intervención de emergencia

Como consecuencia de las lluvias caídas en la zona, se han producido arrastres de tierra y filtraciones de agua hacia el subsuelo que han afectado parcialmente al terreno de cimentación del edificio de bombeo y, en menor medida al del depósito, provocando agrietamientos en sus estructuras y la existencia de fugas de agua en el citado depósito, que se reparará urgentemente para evitar un posible riesgo de desabastecimiento.

Así se procederá a la consolidación y rehabilitación del edificio donde están alojadas las bombas de agua y el refuerzo de su cimentación y el sellado de las fisuras e impermeabilización del depósito mediante lámina de PVC para evitar las fugas de agua. Además, se unen otras intervenciones tales como la construcción de un sistema de drenaje perimetral para desviar las aguas de escorrentía y la ejecución de un ‘by-pass’ de conexión entre las tuberías de llegada desde el embalse de Almoguera y las de salida hacia los municipios de la mancomunidad.

La Consejería de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural aporta anualmente más de 1,4 millones de euros para el mantenimiento y la gestión del suministro de agua potable a las trece poblaciones de la Mancomunidad del Girasol. Doce de ellas se encuentran en la provincia de Cuenca (El Acebrón, Almendros, Barajas de Melo, Belinchón, Fuente de Pedro Naharro, Leganiel, Pozorrubio, Tarancón, Torrubia del Campo, Tribaldos, Villarrubio y  Zarza de Tajo) y una de la provincia de Toledo: Santa Cruz de la Zarza

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web usa cookies para conocer tu experiencia.. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más

Privacidad y Política de Cookies
× ¡Escríbenos por Whatsapp!