Jesús Morcillo Rubio: el taranconero pionero de la Química Molecular y Espectroscopía en España

0

Jesús Morcillo Rubio nació el 16 de noviembre de 1921 en , , y su legado en la ciencia española perdura aún después de su fallecimiento el 28 de agosto de 2001 en . Reconocido catedrático de Química Física, su vida se distinguió por una incansable búsqueda de conocimiento y una trayectoria excepcional en la investigación.

Proveniente de una familia de artesanos, su camino hacia la ciencia se abrió tras finalizar la Guerra Civil. Obtuvo una beca de la para estudiar Ciencias Químicas en la Universidad Complutense de Madrid, destacando por su brillantez académica durante los años 1941-1946. Posteriormente, se licenció en Ciencias Físicas en 1946-1947 y obtuvo su doctorado en Ciencias en 1949, con una tesis realizada bajo la tutela del profesor Octavio Foz Gazulla en el Instituto de Química Física Rocasolano.

Inició su como colaborador científico del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) en 1950, adscrito al Instituto de Química Física. Un año después, fue nombrado Catedrático de Química Física en la Universidad de Zaragoza. Durante esta etapa, realizó estancias en el Laboratorio de Espectroscopía Infrarroja de la Universidad de Oxford, que marcaron su enfoque investigador.

A su regreso a España, se unió a la Sección de Espectroscopía Molecular del Instituto de Química Física como investigador científico del CSIC. En 1961, obtuvo la Cátedra de Estructura Atómico-Molecular y Espectroscopía en la Universidad Complutense de Madrid, una posición antes ocupada por el distinguido profesor Miguel A. Catalán.

Morcillo se destacó como pionero en la introducción de la espectroscopía infrarroja en España y su aplicación en la determinación de estructuras moleculares. Aportó avances significativos al campo al explorar las intensidades de las bandas de absorción en lugar de centrarse únicamente en las frecuencias de vibración, proporcionando información valiosa sobre la distribución de carga eléctrica en los enlaces químicos.

Su labor fue fundamental para el desarrollo y formación de grupos de investigación en espectroscopía molecular en el CSIC y diversas universidades españolas en las décadas posteriores a la Guerra Civil. Además de su trabajo científico, fue un docente excepcional, reflejado en sus libros sobre espectroscopía y química básica, buscando siempre simplificar conceptos complejos para sus estudiantes.

Jesús Morcillo también fue reconocido por su espíritu deportivo y su arraigo a su ciudad natal. Contrajo matrimonio con Gloria Ortega Sotos en 1951 y tuvo cinco hijos. Tarancón lo honró nombrándolo Hijo Predilecto de la ciudad y dedicando una calle con su nombre en reconocimiento a su destacada contribución a la ciencia española

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web usa cookies para conocer tu experiencia.. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más

Privacidad y Política de Cookies